sábado, 19 de septiembre de 2009

Barcelona vuelve a humillar al Atlético Madrid con triunfo 5-2


Madrid/Barcelona (dpa).- Lionel Messi volvió a adjudicarse el duelo contra Sergio Agüero y se convirtió en el gran protagonista de la victoria de hoy del Barcelona sobre el Atlético de Madrid por 5-2, en la Liga Española de fútbol.

El rosarino, que el viernes extendió su contrato con el club catalán hasta el 2016 y se transformó en el futbolista mejor pagado del mundo, convirtió dos golazos y asistió en otro tanto, para consolidar al equipo azulgrana como el líder del campeonato español.

Tal como sucediera en el último partido de liga jugado entre ambos en el Camp Nou, el Barcelona logró imponerse en la media hora inicial del partido y luego dedicó el segundo tiempo para regular el físico.

Zlatan Ibrahimovic anotó el primer tanto de la noche a los dos minutos de juego. Luego, el “Pulga” marcó con una excelente definición, a los 16 minutos, mientras que Dani Alves aumentó de tiro libre, a los 30”. De tal modo, Seydou Keita hizo el cuarto gol a los 41” y el propio Messi cerró la cuenta, a los 92”.

Por su lado, el propio Agüero descontó en el minuto final del primer tiempo y Diego Forlán decoró el resultado, a los 84”.

La aplanadora ofensiva del Barcelona ejecutó su accionar en los primeros instantes del partido. La línea de volantes asfixió la salida del equipo Colchonero y las ocasiones de riesgo aparecieron en un abrir y cerrar de ojos.

Antes de que se cumpliera el primer minuto y medio de partido, Thierry Henry estrelló un disparo en el travesaño. Mientras, Ibrahimovic se encargó de conseguir la ventaja mediante una gran definición, ante la salida desesperada de Roberto.

Así como sucediera en la temporada 2008-09, el Atlético se vio superado por el inicio arrollador del equipo azulgrana y recapituló todos los errores defensivos que justifican su actual crisis futbolística.

Encima, el portero Sergio Asenjo debió abandonar al equipo para sumarse al seleccionado Sub 20 y su reemplazante Roberto fracasó en la seguridad bajo los tres palos.

El Barcelona se mantuvo fiel a su guión y, con Maxi Rodriguez y Simao más preocupados en la creación. Logró desplegar las ofensivas de Maxwell y Dani Alves, sin preocupación alguna.

Así, Messi se adjudicó la joya de la noche con un regate impecable sobre el portero y una definición ante la portería vacía. El argentino volvió a demostrar su excelente nivel en el Barcelona y enriqueció el juego de su equipo con cada intervención.

Al cumplirse la primera media hora, Dani Alves aumentó la diferencia con un tiro libre violento, mientras que Messi fabricó la jugada del cuarto tanto, en el que Keita debió empujar la pelota, a centímetros de la línea de gol.

Por su parte, Agüero aprovechó una desconcentración del nuevo central “culé” Dmytro Chygrynskiy para definir por encima del cuerpo de Víctor Valdés.

Durante la segunda mitad, el Barcelona disminuyó el ritmo de juego y permitió que el atlético pudiera aprovechar ciertos lapsos de conducción de la pelota.

Con el equipo local desplegado exclusivamente para la contra, el Aleti provocó varias intervenciones de Valdés, aunque jamás presentó un real peligro para la victoria del equipo catalán.

Forlán logró descontar sobre el final, pero volvió a aparecer Messi para culminar la goleada con un golazo, producto de su sociedad tripartita, junto a Andrés Iniesta y a Dani Alves.

El Barcelona expuso nuevamente su contundencia ante un Atético desesperado por recuperar su nivel futbolístico. El duelo del Camp Nou volvió a teñirse de azulgrana.

No hay comentarios :

Publicar un comentario